31 dic. 2014

Frío en julio (Cold in July)

Ya podéis leer en Underbrain Mgz la crítica que hice de la mejor película que se estrena este Año Nuevo:


Frío en julio (Cold in July, Jim Mickle, 2014) es un fantástico thriller y uno de los mejores ejemplos de cine negro moderno. Una pequeña joya que recomiendo a todo el mundo.


Empieza el año con la mejor película con zombis ninja de la historia

 
Son pocas las ocasiones en las que uno tiene la suerte de toparse con una gran obra maestra. Con una película cuya ambición y calidad hace que se aparte del resto y pase de ser un simple entretenimiento a puro arte. Por su guion delirante, su exagerada violencia, sus desnudos gratuitos y su fiel retrato de expertos en artes marciales que regresan de entre los muertos, Raw Force (Edward D. Murphy, 1982) es una de esas películas.

Voy a intentar justificar de forma (más o menos) racional por qué Raw Force me parece una obra maestra, pero esta película es más bien una experiencia emocional y visceral. Algo que se disfruta no por una apreciación intelectual de la fotografía, la forma en que está editada o su cuidado guion, sino porque te ofrece 86 minutos de delicioso escapismo y diversión. El tipo de película que provoca que al hablar de ella te den ganas de verla otra vez.

Pero empecemos por el principio.  Y en este caso, el principio es la reunión entre un productor ávido de llenarse los bolsillos y un director primerizo. A finales de los setenta, el cine de zombis y el de artes marciales eran los reyes, así que el productor Lawrence Woolner tuvo la feliz idea de pedir al novato Edward D. Murphy que le hiciera una película en que se combinaran ambos, con el título Kung Fu Zombies, que más tarde sería retitulada Raw Force.

Y así nació esta obra maestra, rodada en las Filipinas para darle un toque épico sin gastar mucho dinero, a lo Roger Corman (y por eso el film se ve beneficiado con la aparición del gran Vic Diaz). Porque es una historia realmente épica: Mike (Geoff Binney), John (John Dresden) y Gary (John Locke) son tres amigos representantes del club de Kung Fu de Burbank que se embarcan en un crucero hacia Warrior's Island. Una misteriosa isla en la que están enterrados expertos en artes marciales caídos en desgracia, habitada por unos monjes que tienen la capacidad de resucitar a estos guerreros si la isla se ve amenazada. Y esta es una de las razones por las que esta película me parece maravillosa: los tres descubren esta información... ¡en un panfleto turístico! Como si la guarida de un villano de James Bond estuviera de oferta como destino turístico en Atrápalo.com. En el crucero conoceremos al resto de protagonistas, como el capitán Harry Dodds, encarnado por el actor de culto Cameron Mitchell, su segundo de a bordo Go Chin (Rey King), también experto en artes marciales, y la directora del crucero Hazel Buck (Hope Holiday, en aquel entonces novia de Mitchell, que puso como condición para participar en la película que se incluyera a Hope en el reparto). Entre los variados pasajeros destacan Cookie Winchell (Jillian Kesner), una policía de vacaciones junto a su prima Eillen (Carla Reynolds).

Este variado grupo de personajes acabará en Warrior's Island de la manera más rocambolesca posible: cuando un grupo que se dedica a secuestrar mujeres y cambiárselas a los monjes por jade oye como los protagonistas leen el folleto, deciden impedir que los pasajeros del crucero visiten la isla para que no se descubra su negocio con los monjes, y en el proceso se aseguran de que acaben llegando a la isla. Unos auténticos genios del mal. Pero es otra de las cosas que hace grande a esta película: esta llena de detalles absurdos, pero luego tiene otros bastante realistas, como cuando el supermacho John atraviesa la ventanilla de una furgoneta con el pie y luego aparece con el pie vendado.

La cinta mezcla terror y acción, pero se inclina claramente hacia la acción, con algunas secuencias que son largas en cuanto a metraje, pero no se hacen para nada largas al espectador, destacando la masacre en el barco. Por supuesto, el hecho de que en muchas de estas escenas aparezcan los kung fu zombis es un gran incentivo.

Disfruto tanto viendo esta película que desde el principio me pone una estúpida sonrisa en la cara de pura felicidad. Es absurda, delirante y contiene abundantes dosis de sangre, violencia y secundarias desnudas como para que sea imposible no amarla. Os dejo con el tráiler, que es una obra maestra por si mismo.


30 dic. 2014

El séptimo hijo (Seventh Son)

 
Aquí os dejo el enlace a la crítica que he hecho de El séptimo hijo (Seventh Son, Sergei Bodrov, 2014) para Underbrain Mgz. Bueno, más que una crítica es una advertencia:

29 dic. 2014

No matarás... al vecino (The 'Burbs)


He de reconocer que cuando vi en su momento No matarás... al vecino (The 'Burbs, Joe Dante, 1989) no me acabó de gustar. A lo mejor es que era demasiado joven e inexperto para disfrutarla y entenderla, porque al volverla a ver recientemente me ha encantado y he descubierto que el recuerdo que tenía de ella no tenía nada que ver con como es en realidad esta película.

Los vecinos de una tranquila calle residencial se sienten algo inquietos por la llegada de unos extraños nuevos vecinos: los Klopek. Art (Rick Ducommun) y el militarista Mark (Bruce Dern) están convencidos de que los Klopek no son de fiar y guardan algún terrible secreto. Ray (Tom Hanks), por su parte, cree que Art y Mark exageran. Pero cuando uno de los vecinos de la calle desaparece, Ray empieza a creer que tal vez la paranoia de Art y Mark no vaya desencaminada.

No matarás es una divertida comedia negra que nos muestra lo cerca que están los barrios residenciales de ser manicomios disfrazados. Tom Hanks borda el papel de Ray, cuyas vacaciones lo sumergen en un aburrimiento que hace que la locura de sus vecinos resulte atractiva. Pero en esta película hay demencia de sobra para todos, y los Klopek desde luego no se quedan cortos en ese departamento. Lo más interesante/divertido es ver como lo que parece simple curiosidad va degenerando en obsesión y locura, y en el proceso se nos muestra un ácido retrato del ideal americano.

En la nueva edición en Blu-ray que ha editado Arrow Video se incluye un interesante extra: el workprint de la película. El workprint es el primer montaje que se hace de un film para ver qué se corta, qué falta, etc. Con varias escenas eliminadas y alternativas, es interesante de ver para compararla con la versión estrenada en cines. Lo más interesante es que se incluye el primer final que se rodó, después de que tuvieran que cambiar el original del guion cuando de repente Hanks se convirtió en una estrella al estrenarse Big (Penny Marshall, 1988) mientras se rodaba The 'Burbs. Otro detalle interesante es ver completa la secuencia onírica y una subtrama que hicieron bien en eliminar.

Esta es una película que seguro gustará a los amantes del humor negro con toques de terror y a los seguidores del cine de Joe Dante. Es una película que parece haber ganado con el tiempo, convirtiéndose en un título de culto.


24 dic. 2014

Lesbianismo asesino (Sugar Cookies)


Escrita por el futuro fundador de Troma Lloyd Kaufman junto al director Theodore Gershuny, Lesbianismo asesino (Sugar Cookies, 1973) es una curiosa mezcla de exploitation y cine de autor. Cuando se estrenó el film, la distribuidora quiso presentarla como lo que no era: un film erótico cargado de sordidez como muchos otros de la época (aunque nada supera el delirante y absurdo título castellano), pero es un film que puede resultar interesante también a aquellos que busquen algo un poco más elegante para amenizar su Nochebuena.

Un peculiar juego erótico entre el productor Max Pavell (George Shannon) y la estrella Alta Leigh (Lynn Lowry) culmina con la muerte de esta. La socia de Max, Camila Stone (Mary Woronov), encuentra una actriz que es el doble exacto de Alta, la desconocida Julie Kent (Lowry). Camila empezará una relación con Julie y poco a poco la irá convirtiendo en Alta, como parte de un peligroso juego entre ella y Max.

Como veis, esta película se inspira en Vértigo. De entre los muertos (Vertigo, 1958) de Alfred Hitchcock, que en su momento fue un completo fracaso pero el tiempo ha demostrado que es uno de los mejores filmes del maestro del suspense. Un elegante film necrófilo que también inspiró el clásico de Brian De Palma Fascinación (Obsession, 1976), solo tres años después del estreno de Sugar Cookies. Lo que hace interesante el film de Gershuny es que adopta el punto de vista del creador, en este caso creadora, de la réplica del amor fallecido, en lugar de lo más común que es adoptar la perspectiva del que se reencuentra con la réplica de su amor perdido. La película se centra en la relación entre Camila y Julie, como Camila (cuyo su nombre recuerda al de la vampiresa creada por Sheridan Le Fanu) va devorando poco a poco a Julie.

Es el retrato de la relación entre ambas mujeres donde el film se aparta de lo que podría ser un film erótico cargado de sordidez y adopta una perspectiva más elegante a la hora de mostrar cómo Camila manipula a la pobre Julie. Lo que imagino sería una decepción para los que fueron en su momento al cine con un pañuelo en la mano, ya que aunque hay abundantes desnudos, no hay apenas escenas de sexo.

Intercalados con la historia principal, la película incluye detalles bizarros y subtramas curiosas como la que sigue al ex cuñado de Max que está enamorado en secreto de él. Elementos cómicos que llevan claramente la firma de Lloyd Kaufman, y que son un curioso contraste con la historia principal.

En definitiva, Sugar Cookies no es una película para todo el mundo, pero es mejor que toda la oferta televisiva de esta noche, así que tal vez podríais darle una oportunidad.


23 dic. 2014

Las películas más anticipadas del 2015 para el Cinéfago

¡Qué le den a Star Wars! Si el 2015 solo puedo ver dos películas, serán estas dos películas: Phantasm Ravager y Mad Max: Fury Road. Y quiero verlas ¡YA!



La semana del asesino


Cuando originalmente escribí este artículo fue para quejarme de que esta pequeña joya no estuviera editada en DVD/Blu-ray. Me alegra decir que, dos años después de escribir el artículo, la película finalmente se ha editado y se puede encontrar una estupenda edición en Blu-ray en España y ya no hay que depender de ediciones de importación con malos doblajes. Aquí el resto del artículo tal y como fue escrito:

Este clásico dirigido por Eloy de la Iglesia en 1973 acaba de ser editado en Blu-ray en Alemania. Hay varias ediciones en Estados Unidos y Reino Unido en DVD. Pero no hay ninguna edición española, por lo menos en el momento de escribir esto. ¿Cómo es posible?

Una noche, Marcos (Vicente Parra) lleva a su joven novia Paula (Emma Cohen) de vuelta a casa. Como se les ha hecho tarde, deciden coger un taxi. Marcos y el taxista (Goyo Lebrero) se pelean y, cuando el taxista intenta aprovecharse de Paula, Marcos lo golpea en la cabeza con una piedra. Al principio, Marcos y Paula piensan que está simplemente inconsciente, pero al día siguiente descubren que Marcos mató al taxista de la pedrada. Se ponen en marcha así una serie de circunstancias que convertirán a Marcos en un asesino en serie, matando a una o dos personas cada día de una sangrienta semana. Al mismo tiempo, Marcos inicia una extraña amistad con Néstor (Eusebio Poncela), un joven que se ha quedado solo en casa.

Espero que se solucione pronto el hecho de que todavía no haya una buena edición de esta película, ya que el pésimo doblaje inglés elimina una de las características que hacen que esta película me guste tanto: el humor negro. La semana del asesino es un film muy divertido si uno siente aprecio por este tipo de humor, con varias escenas que me hacen soltar una buena carcajada. Por ejemplo, el momento en el que un empleado de la fábrica donde trabaja Marcos se deleita en explicarle la truculenta manera en que murió la madre de Marcos. Este sentido del humor negrísimo contrasta con la malsana y asfixiante atmósfera que se crea en casa de este asesino casual, donde en mitad de una ola de calor los cadáveres se van acumulando creando una atmósfera agobiante y pestilente.

Aunque el final es una obvia concesión a la censura de la dictadura franquista, en aquel momento empezaba la larga agonía de un régimen que no dejó de ejecutar prisioneros políticos hasta el último momento, la película ha conservado su fuerza e impacto hasta el día de hoy. En parte por el talento de Eloy de la Iglesia, en parte también por la gran interpretación de Vicente Parra, que refleja el descenso hacia la locura de Marcos a la perfección. El resto de actores son, en su mayor parte, bastante convincentes, destacando Eusebio Poncela con su ambiguo Néstor.

Imagino que todos o la mayoría conoce este clásico que mezcla comedia negra, terror y drama, pero, en caso contrario, os la recomiendo sin reservas. Es toda una joya y, para que veáis que no mentía en lo malo del doblaje, he aquí el tráiler inglés de la película.


22 dic. 2014

Estrenos atrasados

¡Saludos, terrícolas! Habréis notado (espero) mi ausencia durante un par de semanas. La razón es bastante simple: tuve que llevar el ordenador a arreglar. Aunque no han tardado mucho en arreglarlo, ha impedido que pusiera nuevos artículos sobre películas que a (casi) nadie le interesan. Mientras decido que películas del montón que veo voy poniendo aquí, os dejo un par de enlaces hacia las críticas que escribí para Underbrain Mgz de unos estrenos recientes, para ir opening the mouth.

El Hobbit: La batalla de los cinco ejércitos (The Hobbit: The Battle of the Five Armies, Peter Jackson, 2014):


Es posible que este sea un título que ha muchos le haya pasado desapercibido, no es como si hubieran puesto anuncios en todas las paradas de autobús, revistas, televisión e incluso se hubiera mencionado en los informativos. Si no habéis visto las anteriores o no os gustaron, ni os molestéis en ir.


Musarañas (Juanfer Andrés, Esteban Roel, 2014):


Curiosa y entretenida película que mezcla suspense y terror, casualmente comentamos recientemente en este blog algunos antecedentes de Musarañas sin saberlo.


5 dic. 2014

Un regalo para los lectores

He aquí una película que es todo un regalo para todos aquellos y aquellas amantes del cine más bizarro y pasado de vueltas. Un delirio total que os dejará alelados y estupefactos, además de provocaros ataques de risa posiblemente mortales.

Mystics in Bali aka Leák (H. Tjut Djalil, 1981), fue una coproducción entre Australia e Indonesia, con el objeto de llevar a cabo la primera película indonesia de terror para ser exportada fuera del país, aunque el resulta final se consideró demasiado extremo para occidente. La trama gira entorno a la joven Cathy (Ilona Agathe Bastian), cuya investigación sobre los diferentes tipos de magia negra la lleva a pedirle a su novio Mahendra (Yos Santo) que la introduzca en el mundo de la leák, la magia negra indonesia. Mahendra le presenta a una bruja del leák (Sofia W. D.) (que no parece a primera vista muy poderosa: cuando Mahendra le dice que Cathy procede de Estados Unidos, la bruja se queda toda extraña y pregunta "¿dónde está eso?"), la cual acepta introducir a Cathy en los preceptos de esta magia negra. Pero la bruja la engaña, y Cathy se ve convertida en una vampira a las órdenes de esta bruja.

Al parecer, los vampiros procedentes de leyendas malayas son cabezas flotantes de las que cuelgan los órganos internos del cuerpo que poseían en vida. Estas criaturas se llaman penanggalan y es parte de lo que hace esta película tan atractiva desde un punto de vista bizarro. Leák está llena de momentos extraños y demenciales, como la lucha de un grupo de brujos convertidos en bolas de fuego, pero las escenas protagonizadas por Cathy convertida en penanggalan se llevan la palma. A tal efecto contribuye también que la actriz que hace de Cathy, la tal Ilona, tiene la capacidad expresiva de Steven Seagal. Estoy casi convencido de que se trataba de una turista a la que convencieron para hacer la película o una aficionada en exceso al cannabis.

Hay una escena que resume perfectamente las razones para ver esta película: una mujer está a punto de dar a luz, cuidada por su anciana madre. De repente, llega la cabeza flotante vampira con los órganos colgando y lanza a la anciana a través de una pared, para que no moleste. Luego, la cabeza se pone entre las piernas abiertas de la mujer de parto y empieza a hacer ruidos extraños. La mujer de parto grita de terror y dolor mientras su barriga va disminuyendo de tamaño. Una vez satisfecha, la cabeza sigue su camino.

Como veis, es de esas pelis que hay que verla para creerla. ¡Y está editada en DVD! Increíble (aunque la versión integra de casi dos horas solo está disponible en Indonesia). No perdáis la oportunidad de sorprender a vuestras amistades y de flipar en colores con esta psicotrónica película de terror.


4 dic. 2014

El nido (The Nest)

 
El nido (The Nest, Terence H. Winkless, 1988) puede que no sea un film muy popular hoy día, pero en su momento fue bastante conocido entre aquellos que tenían la costumbre de visitar el videoclub del barrio de forma asidua. Una típica producción de serie B de Roger Corman, en la que un montón de cucarachas mutantes arrasan con todo lo que se les pone por delante.

El argumento y los personajes son los típicos que te esperas en una producción de estas características. Esto incluye: el intrépido héroe que sospecha que algo va mal desde el principio, el sheriff Richard Tarbell (Franc Luz); el interés romántico del héroe que en uno o varios momentos tendrá que ser rescatada, Elizabeth Johnson (Lisa Langlois); el político que es culpable de tejemanejes pero todo es por el bien del pueblo, el alcalde Elias Johnson (Robert Lansing); el científico loco culpable de la creación monstruosa pero es todo por el avance de la ciencia, la doctora Morgan Hubbard (Terri Treas) y el secundario gracioso que acompaña al héroe, Homer (Stephen Davies). El desarrollo es el de esperar: pequeños ataques, grandes ataques, masacre total y gran batalla (lo que normalmente implica una cuenta atrás que añade urgencia y riesgo a lo que tenga que hacer el héroe para acabar con la amenaza de turno).

Sí, todos los elementos típicos están ahí, pero El nido los maneja con no pocas dosis de humor e ironía, lo que hace que acabe resultando un film bastante entretenido (uno de los momentos de esta película que más me hace reír es cuando el cansado protagonista apaga la radio del coche de un disparo). Porque al tono divertido se le ha de añadir unos impactantes momentos gore, con mutaciones cucarachiles que no tienen desperdicio. Mi favorita: la gatoracha.

Al contrario de lo que sucedía con la última película que comentamos aquí, este es un auténtico producto de los 80, con efectos y momentos de aplauso, aunque el argumento esté más visto que ir a pie. Una película que hará las delicias de los aficionados a la auténtica serie B.


2 dic. 2014

Blood Glacier aka The Station (Blutgletscher)

 
Blood Glacier aka The Station (Blutgletscher, Marvin Kren, 2013) es una producción alemana que quiere ser un retorno al cine de monstruos de la vieja escuela, utilizando animatrónicos y marionetas para crear a las criaturas que atacan a los protagonistas en lugar de CGI.

Una estación dedicada a estudiar las consecuencias ecológicas del deshielo de una zona de glaciares en los Alpes austríacos descubre una extraña formación glaciar que contiene un organismo capaz de crear peligrosas mutaciones. Mutaciones que ponen en peligro la vida de todo aquel que se encuentra en la zona y, si no se actúa a tiempo, de toda la humanidad.

Esta película es una recreación de las típicas películas de monstruos "naturales" que pudimos disfrutar durante los 70. Películas con cierto mensaje ecológico que contrastaban con el "miedo nuclear" de las películas de monstruos de los 50. En estas cintas más ecológicas, las criaturas son creadas por la inconsciencia del hombre, que contamina y destruye la Naturaleza provocando que esta se vengue. En el caso de Blood Glacier, un organismo que se dedica a crear mutantes combinando el ADN de distintos animales que vuelve a la vida a causa del deshielo consecuencia del efecto invernadero.

Estos mutantes son las estrellas de Blood Glacier, y son creados de forma práctica (excepto unos mosquitos) mediante animatrónicos y marionetas, enfatizando el aire nostálgico que tiene la película. Pero, aunque se aprecia el esfuerzo, en algunas escenas los efectos no son muy convincentes. Los que sí son convincentes son los actores y actrices que dan vida a las sufridas víctimas de estos mutantes. En especial destaca Gerhard Liebmann como Janek, el MacReady de la función, el único que parece actuar con dos dedos de frente.

Hacia el final, el film pierde algo de gas y no resulta tan interesante como en el inicio, pero a pesar de todo Blood Glacier es una película que le hará pasar un buen rato a los aficionados al género, especialmente a los nostálgicos.


1 dic. 2014

Presidio (Prison)

 
Es curioso, la primera vez que vi esta peli me dije: "Ey, es la tía de Masters del Universo". En cambio ahora, me dije: "Ey, es Aragorn". Resulta que el protagonista es Viggo Mortensen, algo que había olvidado completamente. Y el director de Presidio (Prison, 1987) fue Renny Harlin, mucho antes de que este hecho significara "alerta: truño".

Esta es otra de esas películas que hace un gran alegato contra la pena de muerte: cuidado con las venganzas de ultratumba. Porque es lo que hace desde el más allá Forsythe, un prisionero que fue ejecutado en la silla eléctrica y que cuando se reabre la prisión en que la ejecución tuvo lugar, es liberado y se dedica a cargarse a todo aquel que se le pone por delante. Burke (Mortensen), un ladrón de coches que cumple una breve condena, será quién se enfrente a esta fuerza del más allá, ayudado por Katherine (Chelsea Field), una funcionaria de prisiones.

Este film fue una producción de la Empire de Charles Band, de cuando a este productor todavía le preocupaba hacer sólidas películas de serie B y no llenar el mercado de títulos infumables. Y eso es exactamente lo que Presidio es: una sólida película de serie B (no un título infumable). No es particularmente original, ni innovadora, pero resulta bastante entretenida y se pasa un rato agradable con ella.

Aunque el film carece de la maníaca energía que Harlin aplicaría luego a la cuarta entrega de la serie Pesadilla en Elm Street, estoy seguro que este película hizo que la gente de New Line se interesara en Harlin, ya que los asesinatos son bastante gráficos e imaginativos, parecidos a los de Freddy Krueger.

Las interpretaciones son bastante buenas, destacando Mortensen como el tío "cool" de la prisión y héroe de la función. Lo cual resulta de ayuda si el guion no es nada del otro mundo y se dejan algunas cosas en el aire. Sumado a los asesinatos, el resultado es, como ya he mencionado, una película que resulta entretenida pero que no es una de esas joyas de serie B que te maravillan y alegran el día.