5 feb. 2020

Amanece, que no es poco

Ha fallecido José Luis Cuerda a los 72 años y, como a la mayoría, inmediatamente me ha venido a la cabeza Amanece, que no es poco (1988), una monumental obra maestra del humor absurdo y surrealista escrita y dirigida por Cuerda. No he sido el único: la película aparece mencionada en prácticamente todos los titulares de prensa que escriben sobre esta reciente muerte. Sin embargo, a pesar de su actual popularidad, no olvidemos que Amanece, que no es poco es una película de culto y, durante años, permaneció en la oscuridad.

Amanece es difícil de explicar a quien no la conozca. El film retrata la vida en un pueblo que es la suma de todos los pueblos de España, pero desde una perspectiva surrealista: hay hombres que crecen de la tierra, estampas en vivo, gente que de repente flota... Una acumulación de personajes y situaciones que convierten Amanece en una de las películas más divertidas de la historia del cine.
El film seguía el estilo del previo mediometraje de José Luis Cuerda Total (1983), emitido por televisión en el 83. Amanece ampliaba y refinaba el estilo y las ideas de Total llevándolas a la perfección. Pero la película fue un fracaso de taquilla. Y durante mucho tiempo subsistió gracias al boca oreja de sus fans. Recuerdo que es una de las películas que más satisfacciones me dio al descubrirla a amigos y amigas de la uni: primero la extrañeza y la sospecha de qué había traído, seguido de las inevitables carcajadas.

Este estilo humorístico absurdo le sirvió a Cuerda para parodiar todas las instituciones del poder, el racismo, el capitalismo americano, los intelectuales... Ya que no se trataba solo del absurdo por el absurdo, el film tiene un trasfondo y una sustancia que es lo que ha hecho que acabara saliendo de la oscuridad y se convirtiera en una película referente.

Cuerda continuó este estilo con Así en el cielo como en la tierra (1995), que traslada la acción al cielo. Tiene sus momentos divertidos, pero no es tan brillante como Amanece. Su última película fue Tiempo después (2018), impulsada por fans de Amanece como Andreu Buenafuente, Berto Romero, Joaquín Reyes, Raúl Cimas y muchos más. Tiempo después no fue tan bien recibida como lo es hoy Amanece, pero para mí es un film igualmente fantástico y sobresaliente.

Animo y recomiendo a todo el mundo ver Amanece, que no es poco, por lo menos una vez al año. Solo me queda una cosa que añadir: Me cago en el misterio.


2 comentarios:

Victor dijo...

Una gran película que se mantiene muy fresca con los años.
Un saludo

Raúl Calvo dijo...

Sí, es una peli eterna. Un saludo.

Publicar un comentario