7 jun. 2016

Alien nación (Alien Nation)

 
Siempre recuerdo Alien nación (Alien Nation, Graham Baker, 1988) con una sonrisa, aunque no sé si es por la película o por la estupenda serie de televisión que seguí con gran placer cuando la emitían en TVE1 por la tarde. Seguramente por ambas, ya que tanto el film como la serie son un perfecto ejemplo de cómo transmitir un mensaje de forma entretenida.

La acción de la película se sitúa unos años después de la llegada de unos extraterrestres a la Tierra. Creados como una raza esclava, los Recién Llegados buscan refugio en nuestro planeta. Después de pasar un tiempo en cuarentena, los extraterrestres pasan a integrarse en la sociedad terrestre. Sin embargo, una serie de crímenes amenaza la relación entre ambas especies, y el detective Matthew Sykes (James Caan) y el primer detective Recién Llegado, Sam Francisco (Mandy Patinkin), deberán averiguar quién es el culpable.

El género de la buddy cop fue bastante popular en los 80, iniciando hacia finales de la década una tendencia que mezclaba la buddy cop con otros géneros. Siguiendo la estela de Hidden (Lo oculto) (The Hidden, Jack Sholder, 1987), Alien nación mezclaba buddy cop y ciencia ficción para crear un relato con una fuerte alegoría social unos cuantos años antes que lo hiciera Distrito 9 (District 9, Neill Blomkamp, 2009).

El mensaje antirracista del film, creación del guionista Rocke S. O'Bannon (en el guion colaboró de forma anónima James Cameron para darle más cuerpo a las escenas de acción), no entorpece en ningún momento la narrativa y nos da momentos que hacen que este film sea algo más que una simple película de acción con marcianos. La relación entre el racista policía que encarna Caan (que acepta trabajar con un Recién Llegado para poder investigar la muerte de su anterior compañero) son el corazón de la película. Al mismo tiempo, Alien nación cuenta con una sólida trama de intriga con tráfico de drogas que hacen que el film resulte tremendamente entretenido.

No resulta extraño que la serie de TV fuera desarrollada por Kenneth Johnson, el creador de V (1983), ya que también practicaba el mismo estilo de ciencia ficción. La serie de TV se realizó a partir del éxito de la película y fue, también, bastante exitosa. Lamentablemente, debido a dificultades económicas en la Fox, la serie se canceló tras solo una temporada a pesar de ser un éxito tanto de audiencia como de crítica. Más tarde, se completó la historia a través de una serie de telefilmes.

La película se puede encontrar fácilmente en DVD. En Australia no hace mucho fue editada en Blu-ray (sin los extras del DVD), así que es posible que pronto aparezca una edición en Europa. Si no la habéis visto, os la recomiendo.


2 comentarios:

Freaklantern dijo...

Jo, que ataque de nostalgia, yo segui la seríe en la primera pero no consegui ver la película hasta mucho después, y la recuerdo bastante polémica (me viene a la cabeza un episodio sobre un red de trata de prostitutas alien, y eso que ellos se reproducian por la espalda y solo si un miembro de una casta especial abría un conducto antes) bebian leche agria como si fuera cerveza... lo unico que eche de menos, fue mas trasfondo sobre los esclavizadores.. habrá que verlo todo de nuevo...

Raúl Calvo dijo...

Yo recuerdo un episodio en el que se obligaba a algunos extraterrestres a jugar a la ruleta rusa pero con chorros de agua salada, mortal para ellos. La serie, igual que las tv movies que acaban la historia, está editada en DVD en Estados Unidos, para cuando quieras ponerte de nuevo.

Publicar un comentario