25 oct. 2011

La precuela de La Cosa que en realidad es un remake que es un desastre


Soy una persona de natural optimista, que tiende a ver lo positivo de las cosas. Y hay algo positivo en que la nueva La Cosa (The Thing) (The Thing, Matthijs V. Heijningen, 2011) sea un desastre. En Estados Unidos ha sido un fracaso de taquilla, y no me alegro de que una película fracase en taquilla pero lo sumamos al fracaso en taquilla del remake del clásico de Tom Holland de 1985 Noche de miedo (Fright Night) y al de otros remakes recientes, y nos da como resultado que es posible que Hollywood le eche el freno a esta moda "remaqueadora", ya que si se hacían tantos remakes hasta ahora es porque daban dinero. Eso sí, que nadie piense que se dejaran de hacer, porque se llevan haciendo desde la llegada del cine sonoro y la reinterpretación forma parte de cualquier arte.

Esta precuela/remake es un desastre no porque se haya atrevido a penetrar en terreno sagrado, sino gracias a la intervención del estudio Universal. En la página web Bloody Disgusting encontré una entrevista con el guionista de esta "película", Eric Heisserer, donde cuenta las diferencias entre la película originalmente concebida y lo que ha acabado en las pantallas. A lo largo del comentario referiré varias veces a esta entrevista.

Mi instinto me dijo, cuando me enteré de que se hacía, que una precuela de La Cosa (The Thing, John Carpenter, 1982) era una mala idea. Me parecía una mala idea de la misma manera que me lo parecía la secuela que John Carpenter intentó tirar adelante a mediados de los 90. ¿Por qué? No porque crea que hay películas sagradas intocables, sino porque si uno se fija en lo que cuenta el film, no hay manera de hacer nada que no sea más de lo mismo. Hay películas que se prestan a las continuaciones porque posibilitan la narración de nuevos aspectos o aventuras de sus personajes. Pienso, por ejemplo, en la segunda parte de El Padrino (The Godfather, Francis Ford Coppola, 1972) que es una obra maestra o las continuas aventuras de James Bond. Incluso se han podido hacer estupendas secuelas de películas aparentemente terminadas como las que dirigieron James Cameron o Chuck Russell con los aliens y Freddy Krueger, respectivamente. Pero La Cosa no es una de esas películas, no hay forma humana de hacer algo que no sea una repetición de lo mismo.

Con el tiempo, este primer instinto quedó algo diluido. Llegaban informaciones que le daban buena pinta, como que Ron Moore se encargaría del guion -no fue así-, y pensé que a lo mejor no estaba mal. Mi instinto no se equivocaba y debería haberlo escuchado.

Muy bien. He dicho que la película es un desastre, así que ya va siendo hora de decir por qué.

Cuando se estrenó La Cosa de Carpenter, la crítica "seria" del momento (la que se publica en periódicos, revistas de cine y aparece en programas de televisión) la destrozó argumentando que no había desarrollo de los personajes (por cosas como ésta siempre ignoro lo que dice la crítica seria contemporánea). Por supuesto, si hay algo que el film de Carpenter logra de manera maestra es crear un grupo de personajes perfectamente identificables y definidos. No sucede así en esta precuela.

Este es el fallo principal de la película: no hay desarrollo de los personajes. Con la excepción de los dos personajes femeninos, el resto es una amalgama de barbudos difícil de diferenciar. Sólo podía diferenciar a los personajes masculinos por los acentos (acento inglés, acento americano, acento noruego) y poco más. Con lo cual, te da igual lo que les pase porque no sabes quién es quién. Heisserer explica que este fue uno de los cambios impuestos por el estudio tras los pases de prueba: eliminar todas las escenas donde se desarrollaba a los personajes y se les daba cierta identidad. El estudio quería llegar lo más rápido posible a la acción y el monstruo porque deducía que eso era lo que quería el público tras los pases de prueba.

Otro aspecto de la película que fracasa estrepitosamente son los efectos especiales. Originalmente se usaron efectos prácticos y animatrónicos en la película. Pero el estudio consideró, tras los pases de prueba, que quería efectos especiales digitales. De modo que se volvieron a rodar las secuencias sustituyendo los efectos prácticos por digitales. El problema no es que se usen efectos digitales, el problema es que entre que se decidió usarlos y la fecha de estreno de la película no había tiempo suficiente para hacer unos efectos que tuvieran cierta calidad. Son bastante malos para los estándares actuales, sin textura ni realismo, con lo cual la película pierde efectismo ya que los efectos resultan tremendamente falsos. Heisserer comenta que en esta película era esencial la cualidad orgánica de los efectos prácticos, y razón no le falta.

Otro fallo es que, obligada a respetar el canon establecido por el film de Carpenter, de manera algo inepta y ridícula da explicación a ciertos eventos mientras que otros directamente no los explica. Todas las explicaciones que ofrece parecen hechas con prisas para cumplir el trámite, como de que manera se crea la cosa con dos cabezas que se encuentran McReady y el doctor Copper cuando llegan al campamento noruego. Mientras que cómo sucede el suicidio que se encuentran McReady y Copper no lo cuentan, simplemente aparece cuando se llega al final como algo que ya ha sucedido. Tenía entendido que el objetivo de la precuela era precisamente explicar cómo sucedieron estas cosas. Lo que sí cuentan es esencialmente lo que ya sabemos por el film de Carpenter.

Finalmente, el mayor fracaso de la película es que no consigue crear la atmósfera de paranoia y suspense que demandaba la historia. Hay una única escena en la que se use las diferencias idiomáticas para crear confrontación entre los personajes, un momento en que los noruegos hablan en noruego para conspirar contra los americanos. Aparte de eso, la película pronto abandona el suspense o la paranoia y se convierte en un enfrentamiento abierto contra las cosas transformadas. Porque ésa es otra, en teoría la forma extraterrestre actúa camuflándose y ocultándose, aquí sin embargo se rebela fácilmente y ni se molesta ya en camuflarse. De ahí que la película derive en una tópica monster movie.

El final, intercalado con los títulos de crédito, pretende ser el enlace con el clásico de Carpenter, pero lo que hace es recordarte que La Cosa es una obra maestra y la película que acabas de ver un intento más de los estudios de ganar dinero sin usar la imaginación. El final también falla porque no tiene resonancia debido a que no hay desarrollo de los personajes, no sabes quiénes más que cuando en teoría aparecen al principio del film de Carpenter, igual que el perro que desparece al principio y no vuelve a salir ni mencionarse hasta el final

En fin, dice bastante de la película que la imagen que usan para promocionarla sea del film de Carpenter y no de algún motivo que aparezca en este film. No sé si la versión original que se concibió era mejor, si algún día sale a la luz ya se decidirá, pero desde luego esta película es muy mala. Una colección de tópicos, una monster movie sin gracia ni interés. Un fracaso.

Para que no os quede mal sabor de boca, os dejo este vídeo, que encontré también en la página Bloody Disgusting, que muestra al reparto original de La Cosa viendo esta precuela/remake y me hizo reír de manera tremenda.

15 comentarios:

Dr. Gonzo dijo...

Yo en cambio no considero que sea una mala película ni mucho menos. Inferior a la de Carpenter, con una atmósfera menos conseguida... vale, cierto, pero yo ya sabía todo eso antes de ir a verla, porque la película original es insuperable.

Por otra parte creo que aunque se aleje del espíritu de la original, esta Cosa es igualmente disfrutable y entretenida, pese a esos sustos fáciles que gustan tanto al público adolescente. Ese es, precisamente, el único detalle que suprimiría de un plumazo.

Y por lo demás me parece una simple película de terror que se complementa con la de Carpenter sin la necesidad de competir con ella (no puede). Un producto que, viendo la nula calidad del 99% de las película de terror que se estrenan en España, es muy de agradecer. O igual es que yo me estoy volviendo menos exigente por culpa de haber visto últimamente tanta basura de terror en salas.

Yo vi lo que esperaba ver; monstruos y un gran homenaje al filme de Carpenter.
En este caso me doy por satisfecho.

Raül Calvo dijo...

No te lo tomes a mal, pero únicamente entendería que a alguien le gustase esta película si no hubiera visto nunca una película de terror, o una película de monstruos, o una película de ciencia ficción, o la original. Me parece mala no por comparación con la de Carpenter sino por si misma. Un aburrido esperar a que los personajes sean eliminados uno a uno por el bicho como si se tratase de una peli de Viernes 13, tópica y predecible.

Javier Simpson dijo...

Qué recuerdos con Noche de miedo, de Holland, carallo!
Te doy la razón, Raül: hay pelis que no se prestan a remakes. La cosa es una de ellas porque es un producto demasiado hermético (y lo digo para bien, para muy bien), obsesivo, que se abre y se cierra como en un círculo; aquí no debería haber secuelas o precuelas que valieran porque es algo cerrado… a no ser que se hiciera la misma peli, u otra que recordara la de Carpenter, pero fuera diferente.
Curioso que fallen los efectos especiales. Hoy en día eso se suele cuidar y no se meten demasiadas pifias cuando se manejan presupuestos mínimamente considerables.
Me suena a que aquí se querían explicar cosas como en la nueva de El planeta de los simios, y esa explicación fue torpe o con no demasiado sentido, no así en la de El planeta de los simios, por lo que tengo entendido (no lavi)
Si no consigue una buena atmósfera apágate y vámonos. Por lo menos se pudo cuidar eso y hacer un homenaje a la primera en ese aspecto en donde la atmósfera es subyugante.
Ciao.

Raül Calvo dijo...

Javi, el problema con los efectos es que decidieron cambiar los prácticos por digitales y no hubo tiempo suficiente para hacerlos bien. O eso, o la persona encargada de supervisarlos se quedó dormida, porque tienen un aspecto pésimo, como de los años 90. Y ya digo que lo único que explican es lo que ya se cuenta en la de Carpenter, por tanto nada nuevo. Y los cambios que hacen, como la prueba de sangre de la original por mirar empastes, resultan ridículos. Y de atmósfera nada de nada.

Bea Cepeda dijo...

Qué poco me apetece a mí ver esta película...

Raül Calvo dijo...

Mira la original y ahórrate la entrada.

Anónimo dijo...

10 años sin ir al cine, vamos desde que tengo la mula, pero no podía pasar por alto el ver todo lo que pasó en el campamento noruego en una de mis TOP 10, conste que soy antiremakes total, flipo con la gente que dice que el remake de "La matanza de Texas" o "Viernes 13" ,etc superan a la original, de veras que ¡alucino!, de hecho ya no vuelvo a ver un remake en la vida (otra cosa son las secuelas) y sólo os digo mi humilde opinión, NO supera la original (eso es imposible) pero es un dignísimo complemento a la de Carpenter. Dinero bien invertido sin duda durante algo mas de hora y media, tanto que estoy deseando ya comprarmela en DVD (cosa que de nuevo sólo hago ocasionalmente desde que tengo el emule) y volverla a ver.

Raül Calvo dijo...

Pues yo no soy antiremakes, siempre juzgo una película por sus propios méritos, Anónimo, pero esta precuela que no es más que un remake encubierto es un auténtico despropósito que me parece infumable. Pero para gustos, colores.

Bisclavret dijo...

"Yo sé que soy humano, y si todos vosotros fueseis cosas me atacaríais enseguida. Así que algunos sois humanos"
Escalofrio...
Quizá sea una visión subjetiva, pero siempre me ha gustado el punto épico que le veo a la pelicula. El destino del mundo ha dejado de depender de multimillonarios y póliticos sino de un puñado de hombres en una estación de la antártida, el mundo nunca sabrá lo que pasó allí ni siquiera los nombres de los que allí estuvieron pero más nos vale que ese puñado de tios aguante o no quedará nada...
Digo esto porque en mi opinion uno de los fallos de la precuela, y por favor que no se entienda esto como una idea machista pues no es mi intención ni mi actitud, es la inclusión de personajes femeninos en el reparto. Me parece una opción lógica para marcar diferencia con el original. Sin embargo una de las características atmosféricas en la original es el aislamiento, al incluir mujeres en el équipo el mundo del que están tan lejos se recrea a menor escala, y el resultado es que la antartida ya no parece estar tan lejos de todo y el sentido trágico y la cruel distancia se atenuan. Incluso se amabiliza en algun aspecto al sugerir cierta proximidad entre el personaje de la paleontologa y el piloto. En la película de carpenter los personajes son asperos y lacónicos, ni siquiera parecen ser amigos lo cual hace más dificil la situación en la que se encuntran, su personalidad aumenta la hostilidad del entorno. Pero tambien aumenta ese punto épico, "sómos los que estamos aquí y no hay nadie más para mostrarle los dientes a esa cosa"
Me encanta esa resignación casi samurai de Mc ready terminando la pelicula con algo tan plomizo como "nos quedamos aquí, a ver qué pasa"
Sólo es una opinión sin mala intención pero la cosa tambien forma parte de mí (dada la naturaleza de la criatura no son as palabras más apropiadas) y tenía que decir lo mio.
Soy consciente de que en mi comentario acerca de Rob Zombie puse "Ano congelado" en lugar de plano congelado, verguenza sobre mi persona :)
Como disculpas te recomiendo que veas un video homenaje a Carpenter en stop motion con muñecos de gi-joe interpretando a los personajes. Es muy probable que ya lo hayas visto pero si no es así te hara sonreir. Solo tienes que buscar en youtube "The thing animation zombie zombie" y deberia salir.
Gracias por el tiempo que le dedicas a esto. ^_^

Raül Calvo dijo...

Sí, ya supuse que querías decir "plano congelado", ja ja... Sobre lo que dices, es cierto que la proximidad entre personajes le quita tensión, pero para mí el problema no es tanto que se introduzcan personajes femeninos como que se introducen personajes. Es decir, al traer expertos de fuera, la doctora, se elimina el aislamiento que crea gran parte de la tensión en el original. No conocía el vídeo que dices, así que le echaré un vistazo. Saludos.

Bishop dijo...

Es que estas productoras no tienen orgullo artístico, van a hacer caja y punto (y a veces, como en esta peli, ni eso). Me parece un despropósito enfocar así la precuela de un clásico. Es como cuando hacen el Chacal aquél de Bruce Willis (qué afrenta hacia el original, y no hay que ser un snob para pensarlo). A ver qué pasa ahora con la nueva Carrie, a mí la Chloe Moretz me cae muy bien, pero yo cruzo los dedos... saludos.

Raül Calvo dijo...

Bishop, de Carrie ya se han hecho varias versiones, una de ellas protagonizada por Angela Bettis, ya que es un tipo de historia universal que es fácil adaptar y está abierta a las reinterpretaciones generacionales, ya que sigue siendo vigente hoy día. Por eso creo que si se hacen las cosas bien, puede salir una buena película.

Anónimo dijo...

En lo único que te doy la razón es en que los efectos digitales son pésimos. Por lo demás es una digna precuela que ni pretende hecerle sombra a la de Carpenter ni lo consigue. Para ser una precuela/remake está bastante por encima de las basuras de terror que hacen ahora.

Sobre los efectos CGI curiosamente en el DVD/BR enseñan efectos prácticos usados durante el rodaje pero se centran mucho más en enseñar cómo se hicieron los efectos digitales, como ninguneando los prácticos. Esto está claro que es una decisión de los productores y una soberana cagada.
Hay un vídeo por ahí que muestra el diseño de los efectos prácticos sin prestar atención al CGI y esos si que molan. Muy fieles a los de Rob Bottin. Con esos efectos hubiera sido una película notable y las escenas de transformaciones mucho más creíbles.

Por otro lado la peli pretende ser una fiel secuela pero tiene un fallo gordísimo con respecto a la de Carpenter. En la de Carpenter cuando MacReady llega a la base noruega ve fotos y vídeos de los noruegos descubriendo el ovni. Dinamitan la superficie de hielo y luego aparecen todos ellos rodeando el agujero. En la precuela sin embargo descubren el ovni bajo el hielo y ahí se queda durante casi todo el metraje hasta que se pone en marcha y se desploma el hielo quedando al descubierto. Para cuando esto pasa la única superviviente humana es la doctora.

Maicol_Madsen dijo...

Años después, pero finalmente vi esta película. Y aunque no la calificaría como un desastre, sí diré que es bastante mala.
Los momentos donde se juega con la tensión y el asunto de los idiomas son muy pocos, y daban para usarse muchísimo más. De hecho creo que lo mejor de esta película son las escenas (y salvando las distancias) similares a la original con los personajes paranoiqueando unos con otros.

Los monstruos en CGI son malos, los efectos están pésimos, y todo el tramo final con el regreso al ovni y el enfrentamiento adentro se lo deberían haber ahorrado. Rompe toda la dinámica de la película hasta el momento, no aporta nada y encima con los efectos malos queda aún peor.

No explican varias cosas, en fin... desde el principio me parecía que hacer esto era una mala idea y ahí están los resultados.

Raúl Calvo dijo...

Yo es que soy muy, muy, muy fanático de la película de Carpenter, así por eso esta me pareció horrible, un desastre. Como dices, era una mala idea desde el principio.

Publicar un comentario