5 jun. 2013

Halloween, el origen (Halloween)


Ayer por la tarde emitieron en SyFy Halloween, el origen (Halloween, Rob Zombie, 2007). Como The Lords of Salem (Rob Zombie, 2012) me había gustado tanto, decidí darle una segunda oportunidad al remake del clásico de John Carpenter que dirigió Zombie. Por desgracia, mi opinión no ha cambiado, el film de Zombie me parece un film fallido.

Cuando uno se dispone a ver un remake, una adaptación de un libro/cómic/serie de televisión o uno de esos reboots que ahora están de moda, lo ideal es juzgar la película objetivamente, en sus propios términos. Es decir, ver si el film funciona por si mismo sin tener en cuenta su origen. Pero lo cierto es que no somos máquinas, y a mí se me hace difícil "desver" o "desleer", así que inevitablemente tengo en mente el libro/cómic/film que ha inspirado esta o aquella película. Pero procuro siempre ser justo con lo que estoy viendo, no voy predispuesto a odiar algo por el simple hecho de que entra "en terreno sagrado".

Dicho esto, hay filmes que no te dejan olvidar sus predecesores con lo que se hace más difícil juzgarlos objetivamente. Zombie utiliza la banda sonora del film original, diálogos del film original y reproduce escenas del film original. Al final llega un momento en que, después de tantas referencias al film de Carpenter, me encuentro pensando: "preferiría estar viendo el original que esta fotocopia". Más aún cuando la historia es exactamente la misma en ambos filmes.

Por otro lado, las aportaciones de Zombie no son afortunadas ni necesarias. Incorporar la noción de que Laurie es la hermana de Michael Myers, algo que se inventaron en las secuelas, me parece absurdo y poco creíble. Peor me parece la larga primera parte del film, dedicada a la infancia de Myers, dándole el tópico origen de familia desestructurada y demás elementos vistos en infinidad de películas sobre asesinos en serie. El director nos hace tan familiares con Michael Myers que pierde cualquier aura amenazante y no da ningún miedo: es otro psicópata más.

El acercamiento biográfico a Myers hace que sus víctimas no sean más que carne de cañón por la que no se siente ninguna empatía ya que no sabemos quiénes son ni las conocemos, ya que todo el desarrollo se invierte en explicar a Myers: su conducta, sus motivos y por qué hace lo que hace. Además es un acercamiento equivocado cuando lo que queremos hacer es un slasher, donde es esencial adoptar un tono más de historia truculenta contada alrededor de una hoguera. El enfoque de Zombie, aparte de tópico y superficial, sería más propio de un film como Maniac (William Lustig, 1980).

Zombie parece olvidar que lo que hizo en su momento tan memorable el film de Carpenter y por qué da miedo y crea suspense es que no sabemos por qué Myers hace lo que hace. Es completamente irracional y actúa sin motivo alguno, eso es lo que da miedo. En cuanto explicas y das a entender por qué Myers hace lo que hace, se convierte en algo conocido, seguro, tópico.

Como película me parece aburrida y tópica, como remake es completamente innecesario y no aporta nada. Demasiado dependiente del film de Carpenter, la personalidad de Zombie queda completamente diluida. Creo que por eso la secuela que dirigió Zombie es más interesante que esta poca inspirada recreación de un clásico.


3 comentarios:

Dr. Gonzo dijo...

A mí sí que me gustó, y mucho. Sé que cuesta ver una remake o una adaptación sin tener el material original en mente, pero yo hace tiempo que aprendí a centrarme únicamente en lo que estoy viendo.

Halloween: El origen me parece un complemento perfecto para el clásico de Carpenter. Cuando quieras ver una película minimalista y sutil, te pones la de Carpenter, y cuando quieras ver sangre y violencia explícita, pues te zumbas el remake.
La película de Zombie me parece todo un acierto, ya que además de respetar la historia original, añade cosas que, al menos a mí, me parecen muy interesantes o sencillamente molonas.

En cuanto al origen de la maldad de Michael Myers, yo diría que en el remake tampoco se explica. Es decir, sabemos que el chaval tuvo una familia problemática y tal, pero en ningún momento se da por sentado que ese sea el motivo por el cual es pura maldad.

Raül Calvo dijo...

Gonzo, Halloween, el origen es una mala película no porque sea un remake, sino porque no sabe lo que quiere ser y como resultado carece de personalidad. La primera hora se la pasa retratando a Michael Myers como un psicópata de libro: mata animales, familia desestructurada, abusos... Ya no hay misterio ni enigmas, es un típico psicópata. Luego, se acuerda de que esto no es Henry, retrato de un asesino y que se supone que es un slasher, así que gasta el resto de metraje en hacer una versión acelerada y resumida del Halloween de Carpenter, casi plano a plano, que obviamente no encaja con el tono de la primera parte del film. Sin olvidar los estúpidos diálogos (de la VO) y los toques cursis y ridículos que provocan carcajadas en momentos supuestamente serios (uso de Love Hurts). Convierte a Myers en la estrella, las víctimas son simplemente carne, entidades sin personalidad, por lo tanto adiós suspense y terror. Una cosa es respetar el original y otra fotocopiarlo.

Ron Berserker dijo...

Interesante, si desean saber mas datos sobre Halloween pueden visitar el blog: http://kristosluz.blogspot.com
Saludos.

Publicar un comentario