14 feb. 2011

Abajo el amor (Down with Love)


A riesgo de sonar como mi madre, simplemente quédate quietecita y espera que acabe.
Sarah Paulson en Abajo el amor (Down with Love, Peyton Reed, 2003)

De nuevo me veo en la difícil y ardua tarea de defender una película injustamente tratada. Bueno, muy difícil no es ya que Abajo el amor (Down with Love, Peyton Reed, 2003) tiene muchas cosas a su favor. No funcionó demasiado bien en taquilla en el momento de su estreno, ya que mucha gente no estaba de humor para ver una comedia romántica con Renée Zellweger y la que sí lo estaba se quedó algo descolocada ante el tipo de película que se encontraron, ya que no se trataba exactamente de una comedia romántica.

Abajo el amor es una recreación/homenaje/parodia de las comedias de enredo que Rock Hudson y Doris Day protagonizaron en los sesenta. Me refiero a películas como Confidencias de medianoche (Pillow Talk, Michael Gordon, 1959), Pijama para dos (Lover Come Back, Delbert Mann, 1961) o No me mandes flores (Send Me No Flowers, Norman Jewison, 1964) y otras comedias de enredo de la época como Suave como visón (That Touch of Mink, Delbert Mann, 1962), La pícara soltera (Sex and the Single Girl, Richard Quine, 1964) y Boeing Boeing (Boeing (707) Boeing (707), John Rich, 1965). Estas comedias eran herederas de las screwball comedies de los años treinta y cuarenta, como La fiera de mi niña (Bringing Up Baby, Howard Hawks, 1938), y cuyas herederas actuales son series como Friends.

La película se ambienta en los años sesenta, pero en los años sesenta tal y como eran representados entonces en el cine no como eran en realidad. Para ello incluye algunos gags y situaciones de la época, como la fiesta beatnick, una escena que reúne varios edificios famosos de Nueva York en un mismo sitio o representar diferentes países con el mismo decorado pero poniendo una bandera del lugar en cuestión cada vez. Los fondos usados cuando los personajes van en coche son fondos usados en la época, de películas de los años sesenta. Hasta el logo que aparece al principio de Twentieth Century Fox es el mismo usado en los sesenta incluido el "filmado en Cinemascope".

Para completar el efecto, los actores interpretan siguiendo el mismo estilo de entonces, añadiendo cierto tono irónico ya que no le faltan elementos satíricos. Y sí, Renée Zellweger tiene un papel protagonista en la película, pero la parte positiva es que ninguno de los otros actores y actrices son Renée Zellweger: Ewan McGregor, muy divertido; Sarah Paulson, estupenda; y David Hyde Pierce  tiene algunas de las mejores frases haciendo el mismo papel que hacía Tony Randall en las películas de Rock Hudson y Doris Day. Y, de hecho, el propio Tony Randall hace una breve aparición.

La película me hace reír a carcajadas ya que utiliza un tipo de humor basado en los diálogos. Por desgracia, gran parte del ingenio y los dobles (y hasta triples) juegos de palabras que aparecen en el guion de Eve Ahlert y Dennis Drake desaparecen en el doblaje y la traducción de la película. No es sólo que los juegos de palabras sean difíciles de traducir, es que hasta se traducen mal los diálogos simples. Éste es un ejemplo:

En la VO dice:
Peter McMannus (David Hyde Pierce): Catch, eres el mejor amigo que un tipo con veinte neurosis puede tener.
Catcher Block (Ewan McGergor): Oh, hace tiempo que somos amigos... Te conocí cuando sólo tenías doce.
Traducción:
Oh, hace tiempo que somos amigos... Te conozco desde que tenías doce años.

En definitiva, es un caso como el de Una novia sin igual (So I Married an Axe Murderer, Thomas Schlamme, 1993), otra comedia maltratada: películas que se vendieron mal al público dando una idea equivocada de como son y provocando que mucha gente no las viera al crearse ideas preconcebidas. También admito que las dos, Abajo el amor y Una novia sin igual, son comedias algo extrañas y que puede que no gusten a aquellos acostumbrados a etiquetar las películas y dejarse guiar por sus prejuicios.

Como veréis, el tráiler no es muy bueno y vende la idea de que es una comedia romántica.

8 comentarios:

ATTICUS dijo...

La verdad es que es un placer que se le rindiera tributo a las comedias romanticas de los 60,pero claro el nivel no es mismo,y eso es que a mi los actores me gustan,
sobre todo Rene.
Las comedias Screwbal,que geniales
e ingeniosos dialogos,que forma mas buena de evadirse de "La gran depresion"
Ya en los 60,este tipo de comedias
eran puro glamour y diversion.
Esta no esta mal,pero falta la calidad de antaño,pero no esta mal.

ATTICUS dijo...

Por cierto,se me olvido comentar que lo mejor de esta pelicula es su banda sono ,con las maravillosas canciones de Frank Sinatra y Michael Buble.

Javi dijo...

A mí me pareció una comedia-homenaje bastante buena. Es más, supera a algunas a las que homenajea. Por cierto, mi favorita de este género es la de Howard Hawks, Su juego favorito (año 1964); es genial y Rock Hudson está muy gracioso. Muy buen post, Raül.

Raül Calvo dijo...

Bueno, está bien saber que no fui el único al que le gustó la película. De las screwball mi favorita es La fiera de mi niña, por eso la menciono. De la de los sesenta, tanto Boeing Boeing como Pijama para dos me gustan bastante.

ATTICUS dijo...

De las Screwball "La fiera de mi niña" es fantastica,pero sin duda
una de las maravillas tambien fue
"Vive como quieras" con el punto de locura familiar.
Tambien "Sucedió una noche" genial en sus dialogos y fantastico Gable.
"Historias de Philadelphia","luna Nueva" y las explendidas "Los viajes de Sullivan" y "La costilla de Adam".
No vendria mal que realizaran mas
peliculas de este ttipo de films para olvidarnos un poco de la maldita crisis.

Javi dijo...

Ya, pero muchas de las que decís yo no las estaba metiendo en el mismo saco. Las que sí metía eran pelis tipo Pijama para dos, pero no Historias de Filadelfia, Luna nueva, Sucedió una noche, Los viajes de Sullivan o La costilla de Adam; esas las considero comedia clásica, y son magistrales. Pero igual sí había que meterlas en la misma saca...

Raül Calvo dijo...

Bueno, como decía, unas son herederas de las otras y específicas del momento en que fueron hechas, aunque todas se basan en que son comedias de diálogos rápidos con varios enredos entre los personajes. Por eso digo que el equivalente actual son sit-coms como Friends o Seinfeld.

ATTICUS dijo...

Exactamente Raul.
Javi las comedias Screwball,tenian varios aspectos y sub-generos dentro de ellas,y todas ellas pertenecen a este genero como dice Raul.

Publicar un comentario