16 may. 2014

Metamorphosis: The Alien Factor


El reciente caso de Gareth Edwards, que después de dirigir con gran éxito Monsters (2010), una película de presupuesto casi inexistente, pudo dirigir el megablockbuster Godzilla (2014), me recordó al pobre Ted A. Bohus.

Bohus es un productor, director y guionista que se dio a conocer con la película de culto Criaturas asesinas (The Deadly Spawn, Douglas McKeown, 1983). The Deadly Spawn es una muy entretenida película que mezcla terror y ciencia ficción para contar la historia de unos adolescentes enfrentados a unas monstruosas criaturas extraterrestres. A pesar de ser bastante sangrienta, el film tiene el espíritu característico de los clásicos monstruosos de los años 50 y hoy día se sigue aguantando bastante bien. De hecho, gracias al Blu-ray se ve mejor que cuando se estrenó.

Bohus esperaba que el éxito de The Deadly Spawn y los siguientes proyectos que llevaría a término finalmente le permitiera trabajar con los grandes estudios en películas de gran presupuesto. Sin embargo, Bohus jamás ha salido de la serie B y el cine independiente. Pero eso no es algo necesariamente malo, si hemos de juzgar por esta producción suya que comentamos hoy: Metamorphosis: The Alien Factor (Glenn Takakjian, 1990).


La razón por la que he mencionado The Deadly Spawn es que esta y Metamorphosis: The Alien Factor tienen diversos puntos en común, de modo que se nota la mano de Bohus en ambas como productor y guionista. No confundir con Alien Factor (The Alien Factor, Donald M. Dohler, 1978) ni con Re-animator 2 (Metamorphosis aka DNA formula letale, George Eastman, 1990), Metamorphosis: The Alien Factor es también un film sangriento pero con el espíritu de las películas de monstruos clásicas.

Sin ocultar sus influencias, como El experimento del Dr. Quatermass (The Quatermas Xperiment, Val Guest, 1955), cuenta la historia del doctor Michael Foster (George Gerard), cuyo cuerpo empieza a mutar y transformarse tras ser mordido por una criatura alienígena. Mientras su prometida, la doctora Nancy Kane (Katherine Romaine) intenta devolverlo a la normalidad, el doctor Viallini (Marcus Powell) intenta matar al doctor Foster transformado ahora en una criatura monstruosa que se ha escapado y va eliminando a todo aquel que se encuentra. Sin saber que un peligroso monstruo anda suelto, Sherry (Tara Leigh) y Kim Griffen (Dianna Flaherty) se cuelan en la empresa que alberga los laboratorios secretos en un intento de averiguar qué ha sido de su padre.

Aunque lo limitado de las localizaciones, prácticamente toda la película transcurre en los laboratorios donde se realizaban los experimentos con tejido alienígena, y del reparto delatan lo ajustado del presupuesto de la película, no se nota en los estupendos efectos especiales, los maquillajes y los animatrónicos que dan vida a las distintas criaturas que la pueblan, además de contar con estupendas secuencias de stop-motion.

De modo que Metamorphosis: The Alien Factor acaba siendo una entretenida creature feature que si bien no cuenta nada nuevo, ofrece suficiente diversión al espectador como para que eso no importe. Por tanto, si os gustan las películas de monstruos a la antigua usanza, Metamorphosis: The Alien Factor os puede hacer pasar un buen rato.


0 comentarios:

Publicar un comentario