26 ago. 2010

Las amantes del vampiro (The Vampire Lovers)



Estrenada en 1970, Las amantes del vampiro (The Vampire Lovers) fue dirigida por Roy Ward Baker. La película fue escrita por Tudor Gates siguiendo una adaptación de la novela Carmilla de J. Sheridan Le Fanu que escribieron Gates, Harry Fine y Michael Style. La inmortal novela protagonizada por la vampiresa Carmilla ha sido objeto de diversas adaptaciones que enfatizaban el elemento erótico y lésbico presentes en la historia de Le Fanu como por ejemplo: Et mourir de plaisir (1960) de Roger Vadim, La maldición de los Karnstein (La cripta e l'incubo, 1964) de Camillo Mastrocinque o la increíblemente misógina y chovinista La novia ensangrentada (1972) de Vicente Aranda. Si hay alguien que no ha leído este clásico de la literatura lo puede encontrar editado por Obelisco (existen otras ediciones pero esta es la que tengo y puedo recomendar con conocimiento) y también dentro de la antología de la editorial Valdemar Vampiras. Antología de relatos sobre mujeres vampiro, volumen muy recomendable que aparte de Carmilla incluye otros relatos clásicos.

La película de Ward Baker tiene el estilo clásico de las películas de vampiros de la Hammer, incluido el magnífico Peter Cushing, al que se le añade grandes dosis de erotismo proporcionado por las actrices que protagonizan la película; actrices entre las cuales destacan la bella y tremenda Ingrid Pitt como Carmilla y la guapísima Madeline Smith como la joven seducida Laura. El guionista Tudor Gates le añadió la breve aparición de un misterioso vampiro con el que planeaba hacer otra película, pero aparte de ese detalle no se aparta excesivamente del relato en lo que es el esquema de la historia original (una joven seducida por Carmilla que lentamente va siendo convertida en vampira), aparte del esquema la película inventa muchas cosas en cuanto a personajes y situaciones.

La película es especialmente recordada por su erotismo y su inolvidable grupo de actrices, claro. Pero no deja de ser una buena película de vampiros. Como era habitual en la mayoría de las producciones Hammer tanto el diseño de producción como todo el reparto es bastante bueno, así como el guión está muy bien construido y no resulta tedioso ni aburrido en ningún momento a pesar de tratar una historia muy conocida.


En cuanto al erotismo de la película es bastante ingenuo y no demasiado explícito, al fin y al cabo se trata de la Hammer. Es decir, no vayáis a ver la película con ánimos libidinosos esperando encontrar algo como Las hijas de Drácula (Vampyres, 1974) de José Ramón Larraz. De hecho, los desnudos son más un añadido que el objetivo en si de la película. Aunque su colección de bellas vampiras fue muy publicitada a la hora de promocionar el filme, la película no deja de ser una buena adaptación de un clásico de la literatura y si sólo fuera una película "de pit i cuixa" hace mucho que habría sido olvidada.

El guionista Tudor Gates realizó dos versiones más de la historia de Carmilla para la Hammer que siguieron a ésta película: Lust for a Vampire (1971) de Jimmy Sangster y Drácula y las mellizas (Twins of Evil, 1971) de John Hough. Películas que marcaron la tendencia de la Hammer en su etapa final a mezclar sexo y terror.


La película fue editada por Filmax en DVD pero la edición no incluye ningún extra. Por ello recomiendo la edición que sacó MGM en su serie Midnite Movies ya que además de incluir un audiocomentario con Ingrid Pitt, Roy Ward Baker y Tudor Gates, Ingrid Pitt leyendo fragmentos de Carmilla y el tráiler; se acompaña la película con otro clásico protagonizado por la fabulosa Ingrid Pitt: La condesa Drácula (Countess Dracula, 1970) de Peter Sasdy. Esta película se inspira en la historia real de "la condesa sangrienta" Erzebeth Bathory y el DVD también incluye un comentario con el director Peter Sasdy, Ingrid Pitt y el guionista Jeremy Paul.



Actualización, 23 de noviembre, 2010: Ha muerto Ingrid Pitt. Una gran pérdida para el cine de terror y fantástico. Para siempre nos quedarán sus interpretaciones, no sólo en este clásico, también en La Condesa Drácula o La mansión de los crímenes.



0 comentarios:

Publicar un comentario