24 sept. 2010

Piraña (Piranha)



Hoy es día de fiesta en Barcelona y que mejor manera que pasar un día de fiesta con la clásica opera prima de Joe Dante Piraña (Piranha, 1978). Bueno, en realidad es la primera película que Dante dirigió en solitario, anteriormente había codirigido Esas locas del cine (Hollywood Boulevard, 1976) con Allan Arkush.

Cuando se estrenó Tiburón (Jaws, 1975) de Steven Spielberg, una de las críticas sobre la película decía: "es como una película de Roger Corman pero más grande." Y razón no le faltaba a la crítica, Tiburón es una película de serie B echa con un millones de dólares. Roger Corman también se percató del echo y decidió hacer una copia de Tiburón (no fue el único). Pero en lugar de hacerla con un bicho grande, siendo una producción de bajo presupuesto, se decidió a hacerla con un montón de bichos pequeños. El guión definitivo, después de anteriores intentos fallidos, corrió a cargo del talentoso John Sayles que creó una historia cargada de suspense y con un claro mensaje antibelicista y antisistema. Además, la unión con Dante también proporcionó al guión unas saludables dosis de humor y sátira.

Es el humor y la clara intención de hacer una divertida serie B que han convertido la película en un clásico de culto.  Nada más empezar la película se ve a una chica jugando a una máquina electrónica basada en la película Tiburón, un guiño a la película de Spielberg y también una manera de decir: somos conscientes de lo que estamos haciendo. Hay otros detalles curiosos y referencias que pueblan la película (como las extrañas criaturas mutantes en stop-motion que aparecen en un laboratorio o la referencia a La mujer y el monstruo al principio).
La historia, unas pirañas mutantes son accidentalmente liberadas en un río creando víctimas por doquier, está muy bien llevada por el reparto. Bradford Dillman y Heather Menzies encarnan a los héroes de la función: un alcohólico montañero y una detective que busca personas desaparecidas, respectivamente. Son unos héroes relativos a los que las cosas les salen mal y muchas veces llegan tarde para evitar la tragedia, también se hacen bastante simpáticos ya que la relación entre ambos resulta bastante divertida. Entre el resto del reparto encontramos a Paul Bartel, Barbara Steele y habituales en las películas de Dante como el gran Dick Miller, Belinda Balaski y Kevin McCarthy. Todo el reparto sabe interpretar el humor de la película y te ríes a menudo pero también, no hemos de olvidar, hay grandes momentos de suspense y varias sangrientas matanzas cortesía de las pirañas mutantes.

En el momento de su estreno a la Universal no le hizo mucha gracia la película y amenazó con demandar al estudio de Roger Corman (Universal estaba a punto de estrenar la primera de las infumables secuelas que hizo de Tiburón), pero Steven Spielberg, después de ver la película y gustarle bastante, les convenció de que no lo hicieran. Spielberg luego incorporó Dante al proyecto de En los límites de la realidad (The Twilight Zone: The Movie, 1983) junto a Spielberg mismo, John Landis y George Miller. Luego Spielberg puso a Dante al frente del clásico Gremlins (1984). Piraña generó una secuela dirigida en un principio por James Cameron: Piraña II: los vampiros del mar (Piranha Part Two: The Spawning, 1981). Sin embargo, Cameron fue despedido por el productor Ovidio G. Assonitis que dirigió gran parte de la película. En 1995 se hizo una nueva versión directamente para la televisión que vuelve a reciclar las secuencias de pirañas de la película de Dante en lugar de hacerlas de nuevo. Y no podemos olvidar la nueva versión en 3D y pendiente de estreno que ha dirigido recientemente Alexandre Aja.

0 comentarios:

Publicar un comentario