13 may. 2010

Planeta Prohibido (Forbidden Planet)


Simplemente adoro esta película desde que la vi de pequeño por televisión. Pocas películas consiguen transmitirme con tanta facilidad el llamado sentido de la maravilla como Planeta Prohibido (Forbidden Planet, 1956) de Fred M. Wilcox. Una de las películas fundamentales de la ciencia-ficción, fue la primera en acercar el espacio a los espectadores de una manera nunca experimentada antes.

Curiosamente, una película muy influyente en la ciencia-ficción futura cogía elementos con siglos de antigüedad. La trama de la película se basa en la obra de William Shakespeare La tempestad. En la película se sustituye la magia que emplea Próspero en la obra de Shakespeare por la ciencia avanzada de los Krell que estudia el doctor Edward Morbius. Otro detalle que puede llamar la atención a nuestros ojos es que la tripulación de la nave de los Planetas Unidos C-57D se basa en la tripulación de un barco, por eso muchos personajes son parecidos a los personajes clásicos de las películas bélicas de aventuras ambientadas en buques.

Allen Adler, Irving Block y Cyril Hume son los artífices del guión de Planeta Prohibido. En él se explica como la tripulación del C-57D acude al planeta Altair IV para investigar que ha sucedido con la colonia terrestre allí instalada. Una vez allí descubren que sólo quedan dos supervivientes de la colonia: el doctor Edward Morbius (Walter Pidgeon) y su hija Altaira Morbius (Anne Francis). El comandante J. J. Adams (Leslie Nielsen) se pondrá a investigar inmediatamente que sucedió con los demás colonos, especialmente cuando miembros de su tripulación empiecen a morir en las garras de una misteriosa criatura invisible.

Resulta difícil de creer actualmente, pero Leslie Nielsen basó su carrera en personajes serios y duros. No fue hasta Aterriza como puedas (Airplane!, dir. Jim Abrahams, David Zucker, Jerry Zucker, 1980) que interpretó papeles cómicos. Aquí hace un buen papel como el comandante Adams, práctico y de decisiones rápidas, tremendamente respetado por su tripulación, es un antecedente del capitán Kirk de la serie Star Trek. Como interés romántico tenemos a Anne Francis, el sueño de cualquier cosmonauta, la deliciosa Francis es Altaira Morbius, extremadamente inteligente pero a la vez muy ingenua como resultado de haberse criado con la única compañía de su padre y de la otra estrella de la película Robby el Robot. Francis consigue transformar esta ingenuidad en una casual sensualidad. El doctor Morbius de Walter Pidgeon camina muy bien una línea ambigua entre el bien y el mal. Morbius no es un villano malvado, tampoco es un héroe, sino que es una víctima de su fragilidad humana. Llegamos finalmente a una de las estrellas de la película, que si bien tuvo una corta filmografía todas sus interpretaciones son memorables. Estoy hablando de Robby el Robot. El androide que hace funciones de vigilante, cocinero, niñera y lo que haga falta. Creado para esta película, Robby aparecería otras películas como The invisible boy (dir. Herman Hoffman, 1957) (película incluida en la edición especial en DVD de dos discos), saliendo también en series de televisión como The Thin Man y Project U.F.O. e incluso hace un cameo en Gremlins (1984) de Joe Dante.


 El diseño de la película es memorable. El ahora retro diseño era el sumum del futurismo. Desde el platillo volante a la ciudadela de los Krell, todo tiene un toque distintivo que lo hace inmediatamente reconocible como perteneciente a este film. Contribuye a ello el Cinemascope en vibrantes colores que da mucha viveza a la película. Como estaba ambientada en el futuro se decidió darle una banda sonora acorde, una banda sonora compuesta de tonos electrónicos responsabilidad de Bebe y Louis Barron. El resultado es la primera banda sonora compuesta de música electrónica, aunque sin sintetizadores ya que todavía no existían.

Stephen King, Colin Wilson, J.G. Ballard... muchos escritores y cineastas han reconocido la influencia ejercida por Planeta Prohibido en su obra, la cual han reconocido temáticamente o a través de homenajes. David Cronenberg se inspiró en parte en Planeta Prohibido para el argumento de su film Cromosoma 3 (The Brood, 1979). También obras tan dispares como Babylon 5, Serenity o The Rocky Horror Show hacen referencia a este film. No es de extrañar por eso que los proyectos para hacer remakes, secuelas y precuelas hayan sido constantes. El último de estos proyectos, que de momento no sé si finalmente se hará realidad, fue iniciado por J. Michael Straczynski, que ha declarado que Planeta Prohibido es su película favorita. El proyecto consiste en una película que exploraría la civilización Krell de la cual sólo vemos las ruinas en el film.

Planeta Prohibido es una maravilla de principio a fin cuya visión recomiendo encarecidamente al menos una vez al mes.

0 comentarios:

Publicar un comentario